El género de orquídeas Phalaenopsis es probablemente el más popular y conocido dentro del mundo de las orquídeas, ya que son las más idóneas para principiantes. Necesitan cuidados relativamente sencillos y ofrecen una floración larga y abundante, por lo que podemos disfrutar de su belleza durante meses. ¿Quieres saber cómo regar orquídeas Phalaenopsis correctamente? Te lo explicamos en Amigos de la Jardinería:

Orquídea Mariposa

Conocer las características de la orquídea Phalaenopsis nos ayudará a entender por qué es conviente regarla de una determinada forma y a conocer otros aspectos importantes sobre sus cuidados. Así, de forma resumida, debemos saber lo siguiente de la orquídea mariposa:

🌺 La mayoría de las plantas del género Phalaenopsis son epífitas (crecen sobre los árboles) aunque algunas son litófitas (crecen sobre las rocas) por lo que reciben el agua de la lluvia, no del sustrato.

🌺 Son endémicas del sudeste asiático, américa del sur y norte de Australia, donde se desarrollan a temperaturas de entre 20 ºC y 30 ºC, así como entornos de humedad alta, de entre el 60% y el 70%.

🌺 Dado que se desarrollan bajo el dosel arbóreo, no reciben luz solar directa, por lo que crecen en zonas de sombra y de semi-sombra.

orquideas-phalaenopsis-orquidea-mariposa

¿Cómo saber cuándo regar las orquídeas?

Antes de explicar de forma detallada cómo regar una orquídea, será fundamental conocer sus necesidades hídricas. ¿Cómo saber si una orquídea necesita agua? Un buen indicador es observar el estado de las raíces. Especialmente si somos pricipiantes, es muy conveniente conservar la planta en el recipiente trasparente del vivero, de esta forma podremos comprobar de forma regular su estado.

Las raíces verdes y brillantes indican buena salud, hidratación y que la planta se encuentra en estado de desarrollo. Por el contrario, las raíces blancas manifiestan sequedad y riego insuficiente. Para terminar, las raíces marrones o negras denotan pudrición, generalmente provocada por un exceso de riego, aunque existen otras causas.

¿Cada cuánto se riega una orquídea Phalaenopsis?

Por lo general, el tiempo de riego se situaría una o dos veces a la semana en verano y cada 15 días en invierno. No obstante, esta no es una técnica exacta. Entonces, ¿cada cuánto regar la orquídea Phalaenopsis? Debemos regar únicamente cuando el sustrato esté seco, nunca cuando esté húmedo. Podemos comprobarlo observando las cortezas y tocando con cuidado el sustrato inferior de 2-3 cm. En caso de duda, es preferible esperar.

¿Cómo regar las orquídeas Phalaenopsis correctamente?

Ya hemos explicado cada cuánto regar una orquídea, ahora solo necesitamos saber cómo regar las orquídeas correctamente para evitar dañar la planta y sus raíces. Empezaremos señalando la necesidad de realizar un riego lo más similar posible al que recibiría en condiciones naturales, simulando el agua de la lluvia y creando un entorno de alta humedad. Evitaremos por completo el encharcamiento de las raíces, ya que eso desequilibra el pH de las raíces de la planta. El agua siempre debe fluir verticalmente: de arriba hacia abajo.

Las técnicas idóneas son la microaspersión y la nebulización. Para ello, lo más recomendable es utilizar un pulverizador a presión pequeño. Si no tenemos un pulverizador, podemos utilizar una botella de riego.

Suspendiendo la maceta en el aire, utilizaremos el pulverizador o la botella de riego para empezar a regar la orquídea de forma abundante, dejando que el agua sobrante drene por los agujeros. Recuerda: el agua debe fluir siempre de arriba hacia abajo, no al revés. Tampoco permitiremos que se produzca el encharcamiento. Terminaremos de regar cuando las raíces y el sustrato estén ligeramente húmedos.

Dejaremos que la planta repose unos minutos en una maceta específica para orquídeas, sin que la base esté en contacto directo con el agua sobrante, y retiraremos el exceso de agua de riego.

El tipo de agua a utiizar es también muy importante. Si tenemos una terraza o balcón en el que dejar un cubo de agua, podemos recolectar agua de lluvia y posteriormente filtrarla. También podemos utilizar agua embotellada, filtrada o purificada. En cualquier caso, evitaremos utilizar agua embotellada alta en sales minerales. También es interesante que el agua esté siempre a temperatura ambiente.

🌺 Importante: la orquídea mariposa requiere una alta humedad en el ambiente, no en sus raíces o en las hojas. Riega únicamente cuando el sustrato esté seco y la planta demande agua. Evita mojar las hojas, limpiándolas y secándolas cada vez que realices tu rutina de riego.

regar-orquideas-phalaenopsis

Cómo NO regar las orquídeas

Ahora ya sabes cómo regar una orquídea Phalaenopsis u orquídea mariposa. No obstante, es probable que tengas algunas dudas, ya que en internet es posible encontrar consejos variados que, en realidad, son dañinos para estas bonitas plantas. Te explicamos cuatro errores muy comunes:

1. No debemos regar las orquídeas por inmersión

Es común encontrar personas que recomiendan regar las orquídeas sumergidas en agua. No obstante, no es el riego idóneo para las orquídeas Phalaenopsis. De hecho, no es recomendable para prácticamente ninguna especie de orquídea. Como hemos explicado al inicio, las orquídeas reciben el agua de la lluvia, no del suelo, por lo que regar de este modo provoca que las raíces superiores, las que deben recibir el agua, se empiecen a secar, mientras que las inferiores, más sensibles, reciban un exceso de agua y puedan empezar a pudrirse.

riego-por-inmersion-orquideas-phalaenopsis

2. No regar las orquídeas con una regadora convencional

Regar las orquídeas con una regadora convencional, un vaso o cualquier otro recipiente no es recomendable, ya que será fácil excedernos en el riego y provocar un encharcamiento, lo que derivará en la pudrición de las raíces. Así mismo, este tipo de riego no suele hiratar bien lasraíces superiores, mientras que sí puede provocar un exceso de agua en las hojas, que puede derivar en la aparición de hongos.

3. Regar mucho la orquídea (aunque parezca seca)

Regar «obligatoriamente» una vez a la semana o cada ciertos días no es positivo, como ya te hemos explicado. Asi mismo, aunque la orquídea parezca seca o deshidratada, tampoco conviene regarla de forma excesiva. Una vez más, ante un riego excesivo, nuestra plana se encharcará y empezará a pudrirse. Más adelante te explicaremos cómo abordar este problema.

4. No debemos regar las orquídeas con hielo

Esta tendencia es especialmente dañina para las orquídeas, que son de ambientes cáidos. Además de someterlas a una temperatura inerior a la recomendada, podemos llegar a quemar hojas y raíces. Evitaremos por completo utilizar el hielo como «método» de riego en una orquídea.

regar-hielo-orquidea-phalaenopsis

¿Cómo recuperar una orquídea con exceso o falta de agua?

Si has llegado hasta aquí y has descubierto que estás regando tu orquídea Phalaenopsis de forma excesiva o por debajo de lo habitual… ¡Es hora de actuar! Uno de los síntomas que indica que algo no marcha bien es la «oreja de elefante» cuando observamos las orejas arrugadas y poco firmes (como en las fotografías de ejemplo de cómo no regar una orquídea). Generalmente este síntoma indica falta de riego, pero también puede aparecer ante otras circunstancias.

Recuerda que una planta estresada es más susceptible a padecer plagas y enfermedades, como la aparición de hongos, muy habitual en las hojas. Las raíces podridas (negras y marrones) se producen por exceso de riego.

Si nuestra planta está en muy mal estado, será imprescindible cortar la vara, aunque esté en plena foloración, de esta forma, la fuerza se concentrará en las raíces y será más probable que recuperemos nuestra orquídea mariposa.

En el caso de que la orquídea esté encharcada, convendrá comprar un nuevo sustrato y cambiarlo lo antes posible. Finalmente, si las raíces están podridas, podría ser necesario retirar el velamen (la parte exterior y protectora de las raíces) y cubrir la planta con un ustrato blndo antes de trasplantarla. La fibra de coco, que podemos encontrar en un garden e incluso en tiendas de animales, puede cumplir esta función.

Ahora ya sabes cómo se riega una orquídea mariposa correctamente, cómo NO regar orquídeas Phalaenopsis y hasta cómo intentar recuperar una orquídea que ha sido regada de forma excesiva. ¿Tienes alguna duda? ¡Déjanos tus comentarios!